Skip to Content
Noticias CNN

Exclusiva: niños migrantes no acompañados son retenidos por la Patrulla Fronteriza durante 77 horas en promedio, según muestran documentos internos

(CNN) — Los niños migrantes que cruzan solos la frontera entre Estados Unidos y México permanecen bajo la custodia de la Patrulla Fronteriza durante más de tres días en promedio, lo que abruma la capacidad de las instalaciones fronterizas e indica una crisis que está tomando forma, según documentos internos revisados por CNN.

Los documentos de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) con fecha del martes muestran una tendencia creciente de niños no acompañados que llegan a la custodia de EE.UU. a niveles más allá de la capacidad del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, por sus siglas en inglés) para albergarlos, dada la limitada capacidad de refugio debido a la pandemia de coronavirus.

En promedio, durante los últimos 21 días, la Patrulla Fronteriza de EE.UU., parte de Aduanas y Protección Fronteriza, arrestó a alrededor de 340 niños que cruzaron la frontera entre EE.UU. y México, según datos preliminares descritos en el documento. El tiempo promedio en las instalaciones de la Patrulla Fronteriza, que no están diseñadas para albergar a niños, fue de 77 horas, más de las 72 permitidas por la ley estadounidense.

La presión sobre la capacidad es un indicador de los enormes desafíos que enfrenta el departamento.

En Yuma, Arizona, había más de 600 personas, de todas las edades, bajo custodia en un espacio diseñado para 104, según los datos. Y en el Valle del Río Grande, más de 2.000 personas estaban bajo custodia en un espacio para 715. Los números pueden fluctuar diariamente.

El gobierno de Biden se ha mostrado reacio a calificar de crisis la situación que se desarrolla en la frontera entre Estados Unidos y México, y en lugar de ello se refiere a ella como un desafío.

«Es un desafío estresante. Por eso, francamente, estamos trabajando tan duro como lo estamos haciendo, no solo para abordar la urgencia del desafío, sino también para desarrollar la capacidad para manejarlo», dijo el secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, en la Casa Blanca el lunes.

LEE: «Detenemos a más niños de los que podemos liberar»: gobierno de Biden lucha por albergar a menores migrantes que cruzan solos

Número creciente de arrestos

Los funcionarios de Aduanas y Protección Fronteriza son los primeros en entrar en contacto con niños que cruzan la frontera de Estados Unidos solos. Después de ser puestos bajo la custodia de la Patrulla Fronteriza, los niños no acompañados son entregados al HHS.

Durante la administración de Trump, los funcionarios fronterizos rechazaron a la gran mayoría de los migrantes, incluidos los niños, que regresaban a México o sus países de origen a personas que cruzaban la frontera, utilizando una orden de salud pública relacionada con la pandemia.

Si bien la administración de Biden ha seguido confiando en esa política, ya no la aplica a los niños no acompañados y a algunas familias, lo que resulta en más personas bajo custodia.

En enero, más de 5.800 niños no acompañados y casi 7.500 familias fueron detenidas por Aduanas y Protección Fronteriza en la frontera entre Estados Unidos y México, según los datos mensuales más recientes de la agencia, en comparación con diciembre. Se espera que aumenten las cifras.

Un exfuncionario de Seguridad Nacional caracterizó la tendencia creciente como una reminiscencia de 2019, cuando los funcionarios fronterizos encontraron números récord de niños no acompañados y familias migrantes, lo que resultó en unas instalaciones al máximo de capacidad.

«La velocidad a la que la gente cruza las fronteras está superando los niveles que vimos en 2019», dijo el exfuncionario.

En enero de 2019, el año en que hubo oleadas en la frontera, la Patrulla Fronteriza encontró a 5.515 niños no acompañados.

«El desafío en este momento es que, además de la capacidad limitada, hay una sombrilla de covid sobre todo, lo que restringe la capacidad del HHS para sacar a las personas de la custodia, con los problemas históricos adicionales que ORR ha tenido al enfrentar el desafío operativo en la frontera», agregó el funcionario, refiriéndose a la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR), la agencia federal dependiente del HHS encargada del cuidado de los niños migrantes.

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza reconoció los aumentos en el cruce de fronteras.

«El número de encuentros en la frontera ha aumentado desde abril de 2020, debido a varios factores que incluyen la violencia, la inseguridad y el hambre en los países del Triángulo Norte de Centroamérica», dijo la agencia en un comunicado a CNN. «Como siempre ha sucedido, el número de personas que cruzan la frontera sigue fluctuando y seguimos adaptándonos en consecuencia. No podemos compartir el número específico de (menores no acompañados) encontrados, fuera de los totales mensuales, ya que son sensibles en cuanto a la aplicación de la ley».

Aumenta el número de menores que cruzan solos a EE.UU. 1:10

Capacidad de albergue limitada

Para ampliar la capacidad de albergar a migrantes, CBP abrió una estructura de «lados blandos» en Donna, Texas, y está construyendo otra en Eagle Pass, Texas. Se están considerando al menos cuatro instalaciones más «blandas», aunque las ubicaciones no han sido definidas, según un alto funcionario del Departamento de Seguridad Nacional. También se están desplegando agentes adicionales de la Patrulla Fronteriza para ayudar con el procesamiento.

Como resultado de la pandemia y las precauciones para evitar la propagación del covid-19, el HHS solo puede usar un poco más de la mitad de las camas que tiene para niños. Eso significa que los niños que permanecen en instalaciones fronterizas que no están destinadas a su cuidado durante períodos más prolongados.

«No estamos al día», dijo un funcionario del HHS a CNN esta semana, refiriéndose a la capacidad del departamento para cuidar a los niños migrantes no acompañados. Hasta el martes, la capacidad estaba llena en un 94%.

El Departamento de Seguridad Nacional está explorando ubicar al personal del HHS en las estaciones de la Patrulla Fronteriza para iniciar de inmediato el proceso de colocación y determinar si un niño tiene un familiar en Estados Unidos, dijo Mayorkas el lunes, calificándolo de «reingeniería» del proceso.

LEE: Las familias migrantes separadas en la frontera podrían reunirse en EE.UU., señala secretario Mayorkas

En un esfuerzo separado para acelerar la investigación de los patrocinadores de los niños, el HHS está trabajando en un sistema de tecnología de datos que actualizaría la información en tiempo real y se conectaría con el FBI para verificaciones de antecedentes, recortando horas, si no días, del proceso sin tomar atajos, dijo el funcionario del HHS.

Sin embargo, hasta que un niño sea entregado a un patrocinador, el HHS todavía tiene que encontrar espacio para ubicarlo en su red de refugios.

La agencia está ajustando sus pautas, en coordinación con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), para poner más camas en línea al flexibilizar algunas de las precauciones implementadas anteriormente en la pandemia.

Eso incluye el uso de doble mascarilla, alentar al personal a vacunarse, agregar más pruebas, organizar a los niños para permitir que más de uno esté en una habitación y establecer más instalaciones autorizadas.

CNN Newsource

Comments

Leave a Reply

Skip to content